Los Santos Niños en España
Su culto en la provincia de Zamora



Aunque no sean tan numerosas como en otras zonas de España, la provincia de Zamora cuenta con varias localidades vinculadas de una u otra manera a los Santos Niños, bien porque su culto se haya mantenido vivo en ellas, bien porque éste existiera en el pasado, sin olvidarnos tampoco de los siempre perdurables topónimos.

Como puede apreciarse, estas diez referencias están agrupadas en tres zonas bien definidas. La primera, con cuatro, corresponde a las comarcas de Sanabria y la Carballeda, situadas al noroeste de la provincia. En la zona central fronteriza con Portugal nos encontramos con otras dos situadas en el límite de las comarcas de Aliste y Tierra del Pan la primera y en la Tierra de Alba la segunda. Las cuatro restantes, una de ellas dudosa, se encuentran en su totalidad en las cercanías de la capital. Por el contrario, en el resto de la provincia no existen, o al menos no he conseguido encontrar, vínculos de ningún tipo con los patronos complutenses.




Mapa elaborado a partir de un original de la Wikipedia



Pulse sobre los nombres para acceder a su descripción


Población Población
1 San Justo de Sanabria 6 Cerezal de Aliste
2 Justel 7 Zamora
3 Villalverde 8 Santiuste
4 Uña de Quintana 9 Morales del Vino
5 Domez de Alba 10 Alcamín


San Justo de Sanabria

Dentro del territorio zamorano, uno de los focos principales del culto a los mártires complutenses es el correspondiente a la zona noroccidental de la provincia, formada por las comarcas de Sanabria y la Carballeda y lindante con León al norte, Orense al oeste y región portuguesa de Tras os Montes al sur, al tiempo que la sierra de la Culebra, famosa por su población de lobos, le sirve de límite meridional con la también zamorana comarca de Aliste.

El primer lugar vinculado a los Santos Niños con el que nos encontramos es San Justo de Sanabria, una pequeña población cabecera de su municipio situada en las cercanías de Puebla de Sanabria, en el extremo occidental de la provincia de Zamora. Su nombre lo dice todo, y los vecinos del pueblo me confirmaron que se celebraba la festividad de los Santos Niños; lamentablemente la iglesia estaba cerrada, el párroco ilocalizable y la persona que custodiaba las llaves me dijo que, sin permiso del párroco, no podía abrirme la iglesia. Así pues me tuve que limitar a fotografiarla por fuera, donde destacan una torre de estilo indefinido (¿románica?) y una airosa espadaña barroca.




San Justo de Sanabria. Dos vistas generales de la iglesia de San Justo


Por fortuna don Javier Bascuñana, natural de San Justo de Sanabria, tras leer este artículo me envió recientemente por correo electrónico tres fotografías de otros tantos retablos con los que cuenta la iglesia. Uno de ellos, supongo que el correspondiente al presbiterio, es el que alberga las imágenes de los titulares de la parroquia, mientras los restantes están dedicados a diferentes santos. Como puede comprobarse, los Santos Niños se encuentran en el cuerpo central, sobre el sagrario.




San Justo de Sanabria. Vista general del retablo y detalle de las imágenes.
Fotografía de Javier Bascuñana




Justel

Ya en la comarca de la Carballeda nos encontramos con esta localidad, cabecera de su municipio, situada al norte de la provincia junto al límite con la de León. Su nombre deriva probablemente del topónimo Justo, por lo que cabe especular con la posibilidad de que existiera en ella hace siglos culto a los Santos Niños, hipótesis apoyada por el hecho de que la advocación de la parroquia de la cercana Villalverde sea la de los mártires complutenses.




Villalverde




Villalverde. Vista general de la iglesia


Pertenece al municipio de Justel, del que le separan 9 kilómetros. Su iglesia está consagrada a los santos Justo y Pastor, aunque sólo conservan la imagen del primero. Tiene dedicado un artículo propio.




Uña de Quintana




Uña de Quintana. Vista general de la iglesia de San Justo


Cercana a Villalverde y Justel se encuentra Uña de Quintana, cabecera de su municipio, de la que son patronos los santos Justo y Pastor. Aunque la parroquia estaba cerrada, gracias a los buenos oficios de una vecina conseguí que la abrieran, pudiendo fotografiar a unas imágenes de los Santos Niños situadas en lo alto del retablo más ortodoxas que en otros lugares en los que el tallista incurrió en anacronismos palpables.




Uña de Quintana. Retablo de los Santos Niños


No acababa aquí la iconografía de los dos mártires, ya que en la parte baja del altar encontré un lienzo, procedente según me dijeron de un antiguo estandarte, que mostraba curiosas analogías con un antiguo grabado impreso en su día en Alcalá, al igual que con un estandarte similar de Tielmes. ¿Son ambos, el de Uña y el de Tielmes, copias del grabado alcalaíno? Es bastante probable.




Uña de Quintana. Estandarte


Por último, en la sacristía de la iglesia se conservaban otras dos imágenes, éstas exentas (las otras eran más bien unos altorrelieves del retablo) que respondían también a la iconografía tradicional de los dos mártires. Consultadas varias personas en el pueblo, me comunicaron que también celebraban su fiesta con misa y procesión.




Uña de Quintana. Imágenes de la sacristía




Procesión de Uña de Quintana. Fotografía tomada de www.laopiniondezamora.es




Domez de Alba




Domez de Alba. Vista general de la iglesia


Al sur de la Sierra de la Culebra, en la comarca de Aliste, se encuentra Domez de Alba, perteneciente al municipio de Gallegos del Río. Su iglesia está consagrada a los santos Justo y Pastor, y cuenta con artículo propio.




Cerezal de Aliste




Cerezal de Aliste. Vista general de la iglesia


Pese a su nombre Cerezal de Aliste no está enclavado en esta comarca sino en la vecina de la Tierra del Pan, aunque es limítrofe con ésta. Pertenece al municipio de Muelas del Pan y al igual que Domez, del que dista unos treinta kilómetros, su iglesia está consagrada a los santos Justo y Pastor. Cuenta asimismo con artículo propio.




Zamora

En La configuración urbana de Zamora durante la época románica1 Florián Ferrero recoge la existencia de una iglesia medieval consagrada a San Justo, documentada en el año 1224. El autor apunta que se desconoce su ubicación, aunque apunta como posible que se encontrara en las cercanías del barrio de Olivares, un arrabal situado al sur del recinto amurallado, entre el castillo y el Duero. Añade Ferrero que pudo tratarse de una iglesia particular por lo que no tendría rango parroquial, ya que la parroquia de este barrio era y sigue siendo la de San Claudio de Olivares.

A las afueras de Zamora, en el barrio de Cabañales situado al otro lado del Duero en torno a la antigua carretera de Salamanca, se encuentra la calle Santiuste, vecina a la iglesia del Santo Sepulcro. Tal como he comentado en más de una ocasión Santiuste es la expresión medieval -o una de ellas- de San Justo, o Sancti Iusti, y la presencia de este nombre en distintos lugares de España suele ser indicio de la existencia de una antigua parroquia consagrada a este santo y a su hermano Pastor, aunque en muchos casos tanto ésta como la propia población que la albergaba han desaparecido por completo.

Sin embargo no parece ser éste el caso, dado que la iglesia de San Justo se encontraba bastante alejada de este lugar y sin conexión directa con él, por lo que habrá que considerar otro origen para este topónimo. La pista me la dio la existencia de un paraje llamado Santiuste, posible asentamiento de un despoblado medieval, a tan sólo seis kilómetros de distancia del barrio de Cabañales, unido a éste por la carretera comarcal CL-527 presumiblemente construida sobre un antiguo camino.




Zamora. Rótulo de la calle de Santiuste


Todo parece indicar que el nombre de la calle derivaría del antiguo camino que conducía a Santiuste, pese a que según el callejero actual no parece formar parte del antiguo camino que iría desde el Puente de Piedra, único existente en la Edad Media, hasta el caserío de Santiuste. No obstante no debía de encontrarse demasiado alejada de éste, por lo que no resulta disparatada la hipótesis apuntada sobre el origen del topónimo.




Santiuste

En los mapas topográficos de la zona aparece un paraje denominado Santiuste algunos kilómetros al suroeste de Zamora, aunque no como caserío ni tan siquiera como despoblado, sino ocupado tan sólo, según las fotografías aéreas de Google Maps, por campos de cultivo, sin que se aprecie el menor vestigio de lo que pudiera haber sido una aldea medieval.

Este paraje se encuentra unos dos kilómetros y medio al oeste de la carretera N-630, entre la carretera local ZA-325, el polígono industrial Los Llanos y la antigua vía del ferrocarril Zamora-Salamanca, aproximadamente a la misma distancia, aunque no en línea recta, de Zamora y Morales del Vino.




Morales del Vino

Al igual que ocurre en Zamora, en el callejero de la vecina localidad de Morales del Vino también aparece un Santiuste, motivo que me indujo a buscar un posible topónimo situado entre ambas poblaciones. En este caso se trata de un camino, que parte del pueblo conduciendo directamente al paraje reseñado en el apartado anterior, lo que explica el origen del nombre.




Alcamín

O Valcamín, que de ambas maneras aparece reseñado. Según tengo registrado se trataría de un despoblado medieval, situado en las cercanías de Zamora, cuya iglesia habría estado consagrada a los santos Justo y Pastor. Cabe suponer que pudiera tratarse de no de los dos Alcamín, Alto y Bajo, que se encontraban en las proximidades de la localidad de Tardobispo, perteneciente en la actualidad al municipio de El Perdigón, a unos diez kilómetros de Zamora junto a la carretera ZA-330 Alcamín Bajo y en la vecina CL-527 Alcamín Alto. Actualmente son unas dehesas y las únicas construcciones existentes en ellos son unas granjas agrícolas.

Se da la circunstancia de que ambos se encontraban muy próximos -en especial Alcamín Bajo- a Santiuste, por lo que cabe la duda de si Alcamín fue un núcleo de poblacion diferente de Santiuste, con una advocación común de sus iglesias -algo relativamente habitual- o si, por el contrario, se trataba de un único lugar al que las diferentes fuentes documentales llamaban de dos maneras distintas.




1 Ferrero Ferrero, Florián. La configuración urbana de Zamora durante la época románica. Studia Zamorensia, segunda etapa, vol. VIII. Zamora, 2008


Publicado el 16-9-2000, en el nº 1.682 de Puerta de Madrid
Actualizado el 18-7-2020